• Grey Facebook Icon
  • Grey Twitter Icon

© 2016 by Sí! Comunicación Creativa para Nuevos Vientos Consultores

Mejoran las perspectivas económicas

17 Oct 2016

 

El economista Martín Polo de la consultora Analytica explica cómo cree que evolucionará la economía en 2017. El analista cree que la situación es complicada pero ven señales alentadoras. Destaca la mayor producción del campo y la baja de la inflación aunque señala que el dólar seguirá retrasado.

 

 

¿Cómo ven la evolución de la economía para los meses próximos?

Creemos que va a haber un rebote importante en el nivel de actividad. Hay factores que juegan a favor como la mayor producción agrícola, la mejora en la construcción, esperamos también más dinamismo del consumo e inflación en baja lo que llevará a que el salario le gane a la inflación.

El resultado del segundo semestre va a ser mucho mejor que el del primero. Respecto de cómo estábamos el año pasado, este semestre es muy bueno en términos relativos: tenemos un tipo estable y sin mercado desdoblado, las expectativas de devaluación están ancladas, la inflación está en franco retroceso y eso implica que el salario real le vaya ganando a la inflación, el contexto político está encaminado y la obra pública va despertando. Lo que veo es una economía que se está estabilizando.

 

¿Por qué crecerían el sector de la construcción y el consumo?

La mejora en la construcción se explica por el rebote en la obra pública. El Gobierno está embarcado en un ambicioso plan de infraestructura que es una de las mayores deudas de la década pasada. La idea es combatir y reducir los costos de logística sin modificar el tipo de cambio que creemos se va a mantener estable. A nuestro criterio el atraso cambiario llegó para quedarse.

 

Más obra pública, atraso cambiario e incremento del consumo, es un esquema similar al del kirchnerismo.

Hay parecidos pero también cuestiones bien diferentes. Es cierto que se está tendiendo a atraso cambiario pero en un mercado libre de cambios, el valor del dólar ahora lo determina el mercado. Tampoco hay un mercado paralelo del dólar que genera muchas expectativas de devaluación. Entonces lo que tenemos es un tipo de cambios condicionado por el ingreso de capitales cuyo destino es la financiación de deudas lo que no es necesariamente malo. Por el contrario creemos que en su justa medida eso es mejor que la carrera entre devaluación e inflación continuas.

 

¿Por qué se atrasa el tipo de cambio?

Argentina tiene problema estructural: tiene necesidades financieras en pesos pero la financiación internacional es en dólares y cuanta más necesidad de pesos hay nos lleva a buscar deuda para cubrir el bache en el sector público. Ahora tenemos un sector privado que estuvo alejado del financiamiento externo, que es barato y tomar deuda barata es algo bueno porque hace viables proyectos que antes no lo eran.

 

 

El gasto público y el déficit fiscal siguen altos, ¿cómo ves la política del Gobierno en este sentido?

Hay colegas que cuestionan la política fiscal del Gobierno. Este año vamos a terminar con un nivel de déficit similar al del año pasado pero con una composición diferente porque por primera vez en muchos años tenemos una quita en la presión tributaria. La eliminación y reducción de retenciones y los cambios en ganancias significaron menores ingresos. Creo que el Gobierno va por el buen camino, pero a veces uno tiene ciertos ideales que no puede materializar porque la realidad te va marcando la chancha. Tampoco veo una reducción del gasto en 2017 teniendo en cuenta que entramos en un año electoral.

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en Linkedin
Compartir en Google+
Please reload

NOTAS RECIENTES
Please reload