• Grey Facebook Icon
  • Grey Twitter Icon

© 2016 by Sí! Comunicación Creativa para Nuevos Vientos Consultores

La ganadería recupera el eslabón perdido

 

 

 

Los datos de la faena vacuna dan cuenta de que no se está en un proceso que lleve a una preocupación por una posible liquidación del hembras sino por el contrario en una creciente recría de machos. En la otra punta de la cadena vemos que el valor de la carne vuelve a ser competitivo para el consumo doméstico.


Muchas veces dijimos desde este lugar que era necesario recriar la hacienda para poder producir mayor cantidad de kilogramos de carne con el mismo stock; con los números del primer semestre y con una disminución del 14% de presencia de machos en la faena, creemos que ese proceso ha comenzado y habrá mayor oferta de novillos en primavera. El informe de AgroIdeas así lo demuestra.


Por otra parte, esta realidad, magnifica la participación de hembras en la faena y nos hace pensar que no estamos en una fase de liquidación. A nuestro criterio, estamos entrando a una fase de eficiencia de la ganadería, ante el buen precio de las vacas el ganadero no guarda vientres vacíos por las dudas, otro apunte es que el stock total de vacas es superior en mas de un millón de cabezas a las existencias de 2009, año en el cual además de faenarse más de 3 millones de vacas (en 2018 se faenaron 2,6 millones y el proyectado para 2019 podrían ser de 2,8 millones), también se faenaron en gran cantidad otras categorías, por último y es un dato no menor, la cantidad de terneros nacidos en 2018 y 2019 aseguran una reposición superior a la faena anual.


Por el lado del consumo doméstico, el valor de la carne está a precios muy competitivos y hace que el consumidor haya reconocido esta cualidad, motivo por el cual las faenas  están volviendo a los niveles anteriores al aumento de precios. Un trabajo de Matias A. Sara que se puede consultar en twitter (@contalito) demuestra que el precio del asado está por debajo a los valores del período 2010/2015. Las mediciones de precios que realiza IPCVA ratifican que el promedio de precios de la carne al consumidor no aumenta desde marzo y como publicamos en este newsletter la carne vuelve e perder contra la inflación en los últimos meses.


La nueva distribución de Cuota Hilton, efectuada en debido tiempo, se hizo aplicando como criterio predominante el de Past Perfomance (antecedentes) y puso en evidencia una concentración en establecimientos ubicados en las provincias de Buenos Aires y Santa Fe (Ver informe IERAL), que coinciden con la radicación histórica de grandes empresas. También ha generado algunas situaciones sujetas de revisión para el caso de Plantas Nuevas. Otra novedad positiva fue la aplicación de deducción de cuota para las empresas no cumplidoras en el período anterior, como dato de color es que el doble de empresas incumplidoras fueron las que reciben adjudicación de cuota como Grupo de Productores (10%) respecto a frigoríficos (90%).


El SENASA anuncio que aumentará el costo del Servicio Extraordinario Requerido en un 433%, elevando el costo de la hora para los requirentes a $550.-, motivo por el cual mereció el rechazo de toda la Industria Frigorífica al aumento y a la tasa misma porque la industria ya paga aranceles ordinarios. 


Además en julio y luego de las adecuaciones de sistema por parte de la AFIP, se empezó a utilizar el Remito Electrónico de Carnes motivo por el cual es necesario que quienes sean receptores (Carnicerias, Supermercados, Restaurantes, Fábricas, Empresas de Catering, Organismos Públicos, etc) habiliten la relación “Remito Electrónico” y hagan la aceptación de los mismos. AFIP ha subido videos explicativos que pueden visualizarse  en la plataforma Youtube.


Finalmente queremos destacar que el 29 de junio se celebró el día de la Industria Frigorífica y aprovechamos para saludarnos y comprometernos a trabajar por el crecimiento de la misma.

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en Linkedin
Compartir en Google+
Please reload

NOTAS RECIENTES
Please reload