top of page
  • Por Dr. Sebastián Bendayán Breser, Presidente de Fifra

Los anuncios oficiales son un paliativo para una cadena que requiere medidas de fondo

Por Dr. Sebastián Bendayán Breser, Presidente de Fifra








Desde Fifra estamos dispuestos a colaborar en la solución de los problemas que tiene el sector y en la búsqueda de medidas de fondo para la cadena. También nos preocupa el impacto de la seca en la futura oferta de hacienda y de carne.





Sobre los anuncios oficiales y los temas pendientes

Esta semana el Ministro de Economía Sergio Massa hizo anuncios para la cadena de ganados y carnes.

Desde Fifra se participa en esta ocasión de igual forma que en los programas de precio anteriores, pero creemos que lo novedoso fue el anuncio de la eliminación del sistema de preferencias al sector de las curtiembres que data del año 1992, permitiendo así la posibilidad de tener un precio de referencia para el cuero crudo que mejoraría el ingreso de dinero a los frigoríficos y esto ayudaría a tener mejor poder de compra del ganado y evitar el traslado total o inmediato de las subas de precios que tuviera la hacienda a la carne en la góndola.


Por otro lado, de concretarse por parte de la provincia de Buenos Aires la suspensión de la alícuota de Ingresos Brutos para el comercio de carne vacuna sería un beneficio para los consumidores y para la transparencia de los comercios y también sería positivo que eso sea imitado por otras jurisdicciones.

Creemos que estas últimas medidas del Gobierno son paliativos, que son útiles, pero hay que seguir bregando por soluciones estructurales, de fondo, como un régimen impositivo simplificado para carnicerías y un estándar sanitario básico equivalente al que exige el Senasa en todo el país para las plantas faenadoras.


Consideramos oportuno reiterar, como siempre lo manifestamos, que es necesario comenzar a trabajar en políticas de estado a largo plazo, que contemplen las necesidades de toda la cadena y fundamentalmente de incentivos al sector productivo porque si hay más hacienda y más pesada hay más trabajo, más producción y más oferta de carne, este crecimiento, en este y otros rubros, es lo que en definitiva traiciona el crecimiento económico.


Por otro lado, aguardamos la pronta publicación de derogación de la Resolución conjunta 04 que obliga al troceo obligatorio con destino al comercio minorista y la entrada en vigencia de la nueva reglamentación comunicada por la SAGyP.


Sostenemos que el mercado de las carnes no se puede manejar con restricciones o prohibiciones que determinan la operatoria comercial, por el contrario debemos trabajar en mejorar el nivel de inocuidad y que se constituyan las mesas técnicas con la participación del sector privado correspondiente.

Desde FIFRA estamos dispuestos a colaborar y aportar nuestro conocimiento técnico y también dar la ayuda que sea necesaria para paliar esta situación económica, que excede a la cadena de las carnes.


Recomposición de precios y preocupación por los efectos de la seca

Desde las primeras semanas del año comenzó la tan esperada recomposición de los precios de la hacienda para faena.


La sequía generó un adelantamiento en la salida de animales de los campos y feedlots a los frigoríficos lo que generó mayor oferta en los meses previos y retrasó la mejora en el valor de la hacienda, causando retraso marcado en los valores de referencia.


La seca además perjudicará la producción de terneros y la futura producción de carne, lo que nos genera fuerte preocupación.


Según datos oficiales, en la zafra de 2024 faltarían 1,5 millón de terneros, esto significa que la disponibilidad de animales caería 10%, lo que inexorablemente impactará en los precios de toda la cadena.


Análisis de la faena vacuna

En enero se faenaron 1.185.257 animales, volumen que comparado con enero del año pasado tuvo un incremento del 18% debido en gran medida a lo que mencionamos en el punto anterior.


La faena correspondió a las siguientes categorías: novillitos 43,6%; vaquillonas 28,8%; vacas 16,6% y novillos 8%, entre las más representativas.


El peso promedio por res faenada fue de 229 kilos, es un dato para destacar porque da cuenta del esfuerzo de los productores por engordar más y mejor y tiene su correlato en la mayor oferta de carne, esto da por tierra con los argumentos a favor de las restricciones del mercado. Sin restricciones, la producción sería todavía mayor.


Por otra lado, la faena de hembras representó el 45,4% del total, lo que significa que a pesar de la seca no hay liquidación de vientres.


Y finalmente como dato importante y que nos enorgullece, queremos destacar que las empresas nucleadas en FIFRA faenaron 359.684 cabezas lo que representó el 30,4% del total nacional.


Mejora la demanda mundial de carne vacuna

Los mercados internacionales está transitando la salida de la post pandemia, a pesar de los controles y restricciones, se mantienen estables en los niveles de compra pero con una tendencia a la mejora en los precios.


Continua a la cabeza la tendencia firme y habitual de la República Popular China (con volúmenes por encima de la media, en relación a meses anteriores y muy por detrás la Unión Europea, Israel, USA y Chile.

Comentarios


bottom of page